jueves, 20 de noviembre de 2008

Carmela ha perdido la razón con su nuevo zapatero


Pero es que no para de decir: "mi carro me lo robaron cuando en él yo más creia/mi lumbrera la apagaron cuando ya acababa el día". Está inconsolable y no sé que hacer. No para de dar saltitos en la playa pidiendo que venga Guerra. Lo he intentado todo, he llamado a Ruppert, a Güemes el de la Aguirre, a la cuñada de Fabra el de Güemes, a la Aguirre de Tamayo y Saez, al primo de Caldera, a la sobrina de Leire la Pajín... y nada. Es la hostia. Nadie me ha sabido dar después respuesta a mi desconsuelo cuando veo a mi Carmela comparando a su Zapatero con Chiquito de la Calzada y con el Paco Gandía.


Pero cuidao que es lista. Ya lo barruntaba cuando le compró la silla al Sarkozy pensando que se la habia regalao y que la iba a tener hasta que las ranas cantasen el Aleluja de Haendel. Un día, a las cuatro y doce de la madrugada, tras regresar de la depilación me dice: " Mi Zapatero se ha comprao una suela nueva y va a resbalar de cojones". "Que no, hostias", le dije yo, "que la suela no es nueva, que está recauchutada en un comercio de los chinos, que la han visto a la Sonsoles entrar a comprar cedés para recopilar las obras completas de Juanito Valderrama y de Antonio Molina que son sus ídolos desde que su Choseluis papaba moscas por el barrio húmedo de León sin tener ni puta idea de dónde iba a comprar el décimo de la Loteria, porque sabía el jodío que si no le tocaba la lotería iba a ir de culo y cuesta abajo". ¿O es cuesta arriba?. Joder, que me he hecho la picha un lío con esto de la Sonsoles y los chinos.


A final, caguenlaleche, he tenido que darle la razón a la Carmela, porque cada vez que oigo en Radio Pirenaica, conectada con el Canal Digital de la Babia en onda corta, que su Zapatero ama a Bush y a los Usa de la época de Bush, manda a tomar por culo la Ley de la Memoria Histórica, se pasa por los huevos la de la dependencia, dice que los trasvases son la rehostia cuando antes se la sudaban, invita a Corbacho a carajillo con el Botín, al que da las perras de los demás, dice al chorbo de la Bruni que si quiere que le limpia los congojos gratis y chorradas por el estilo, se me pone un comecome en el esternocleidomastoideo que me pone a ciento diez por lo menos. Menos mal que estoy pensando contratar un tapicero para que me prepare una silla de catorce metros cuadrados y veinticinco de altura desde la que contemplar al Choseluis darse la hostia cuando le quiten la silla de ventrílocuo que le han dado y tenga que invitar a los que se la han prestado por unos dias a botillo del Bierzo aderezado con habichuelas insustanciales de Nueva Caledonia, esquina Valencia de Don Juan, que no hay dios que las aguante. Mañana me compro unos zapatos nuevos y a la mierda con los que me empeñé el 14 M.

7 comentarios:

BIPOLAR dijo...

Esta crónica merece salir en una columna de opinión... Mucho más divertido contar asin la cruda realidad...

El amor, es lo que tiene, que lo que nos parecían legañas que producían arcadas, ahora se nos antojan ojos de rubíes y esmeraldas, para mí que siguen siendo carbones y brasas del mísmisimo averno...

Liberto Brau dijo...

Genial!!! Me encanta tu ironía de espadachín bohemio de Uzbekistán, Cyrano de Bergerac reencarnado, Cómo escribía ese Cyrano... Sigue, por favor.

Pasaba también por tu casa para decirte que hace un par de días que recién edité la segunda parte del segundo capítulo de "Amanece púrpura"... ya van tres entregas de esta novela; sigue adelante con el "impuesto revolucionario" de vuestras lecturas y palabras en el buzón de comentarios, como planteé en desde el principio... Te confieso que la cantidad de lecturas y comentarios que he recibido estas semanas últimas me halaga, además de abrumarme por la responsabilidad de mantener vuestra atención semana tras semana... Quiero agradecer nuevamente tu comentario e invitarte que sigas leyendo "Amanece púrpura" una vez más, ojalá siempre hasta su punto final... Ah, y que pagues tu "deuda", eso sí, voluntariamente... jajaja... Saludos... Liberto

SOMMER dijo...

Pero si yo estoy con Carmela. Esto no hay quien cojones lo entienda ¡¡

Manda huevos, que diría Trillo...

Don Segismundo de Valonsadero y Medinaceli dijo...

SOMMER, la Carmela, por principio, siempre tiene razón, y si no la tiene, se la inventa, y si no se la inventa, yo se la doy. Mira si tendrá razón que el otro dia la han llamado para asesorar a Leira La Pajines para que razone por sus propios recursos intelectuiales y mnemotécnicos, y no se limite a repetir como un lorito de Chapultepec las cositas que le dicen al oido el Blanco y la kioskera de su barrio. Menuda es la Carmela, Sommer, y además está buenísima

Merche Pallarés dijo...

¡Hilarante como siempre tu post! Aunque creo que me he perdido entre Carmela brincando por la playa, Sonsoles haciendo compras, el Zapa buscando lotería y los chupitos de León y de Calatrava de los Collons... Besotes, M.

PENSADORA dijo...

El problema es que en los chinos han dejado de recauchutar suelas por lo de la crisis.

Igual lo que le pasa a Carmela es que espera que su zapatero, en un nuevo ataque de bondad, imponga una nueva ley de recauchutado social.

Oteaba Auer dijo...

me aprece que lejos de perder la razón tu carmela, sabe lo que se trae entre manos...quizás un día esa silla sea tuya y entonces escribas en francés. te aseguro que seraquesy..

No pares, sigue,sigue que tus historias no tinen desperdicio :-))
Saludos